Jardines de Dios, documental Enteógeno

Documental sobre ayahuasca, cannabis, setas, peyote y san pedros… Drogas naturales alucinógenas y sus efectos. Jardines de Dios es un documental grabado a lo largo del año 2003. Por el canal Odissea, que recoge las opiniones de diversas personas, desde médicos y psicólogos hasta los propios consumidores como támbien Fernanda de la figuera presidenta de la asociación Cannábica ARSECA.

Anuncios

Jason Silva – Tecnología Psicodélica (video)

Jason Silva sobre las tecnologías psicodélicas y su manifestación como catalizadores de la expansión de la Conciencia en la era de la electrónica.

Terence McKenna: Sobre los psicodélicos y su ilegalidad

mckenna

Las drogas psicodélicas no son ilegales debido a un gobierno amoroso que se preocupa por que saltes de tu ventana. Son ilegales porque disuelven las estructuras de opinión y derrumban los modelos de comportamiento y procesamiento de la información. Te abren la posibilidad de que todo lo que sabías estaba mal.

– Terence McKenna

Terence McKenna – En Busca del Árbol del Conocimiento Original (subtitulado)

Terence McKenna examina el tiempo y sus misterios, la naturaleza del lenguaje y las técnicas de extasis que han desarrollado en las sociedades no occidentales para  navegar hacia y desde los mundos invisibles.

IMG_93394524092749

Terence Mckenna: última entrevista en cámara antes de su muerte física

Apenas 4 meses antes de mudarse a otro plano de la realidad, Terence Mckenna dió una de sus últimas entrevistas. Se lo notaba algo cansado, consecuencia del tumor que lo estaba consumiendo. Cansado, sí, pero extraordinariamente lúcido, creativo, y con la misma pasión de siempre por expresar sus ideas, esas que te abren la mente y la expanden, sin necesidad siquiera de apelar a ningún psicodélico. Y es que Terence era ya, de por sí, psicodelia pura en sí mismo. Su voz parecía generar un influjo chamánico a todo su alrededor, ese poder único que le permitía, por ejemplo, mantener encendida la atención de todo un auditorio durante largas cuatro, cinco, seis o más horas en forma casi ininterrumpida. Cansado, sí, pero sumamente conciente del paso trascendente que le esperaba, y sin perder en ningún momento ese sentido del humor tan característico en él, que asemejaba su actitud a la de todo un maestro zen. Una vez, Tim Leary dijo, en un tan inesperado como inteligente arranque de “humildad”, que “Terence Mckenna era el verdadero Timothy Leary”. Y es que sumergirse en el universo de Terence es un viaje de ida, de esos que inevitablemente están destinados a alterar para siempre la estructura de pensamiento y la cosmovisión de uno. Un outsider como pocos. Un maldito genio de esos que si los invitás a entrar en tu vida, te la revolucionan.

mckenna

Dr. Stanislav Grof: “El Juego Cósmico, exploraciones en las fronteras de la conciencia humana” (libro)

grofstanislav-eljuegocosmico-130301065914-phpapp02-thumbnail-4

 Stanislav Grof – El Juego Cósmico.pdf
https://mega.nz/#!0I8U0azR!QrS1M1rRBc_aj2PSHV_TuNdriKoxO0z1K5NipOUSHE8

Stanislav Grof, el autor del libro, siempre había dicho que quería completar su obra con un libro que sintetizara la visión del mundo que emergió de sus experiencias psiquedélicas, así como de lo relatado por sus pacientes.

Más que un libro sobre psicología (Grof es psiquiatra), este volumen es una visión filosófica sobre la naturaleza de la existencia o, para decirlo con más sencillez, del mundo en el que vivimos.

De formación racionalista (en una escuela médica en la Praga comunista), Grof despertó a una visión espiritual de la existencia tras experimentar en su propia mente los efectos de una elevada dosis de LSD-25. Desde aquel momento empezó a emerger en su mente el intento de dibujar una nueva imagen de la psique a partir de lo desvelado por las sustancias psiquedélicas, o los estados holotrópicos de la mente.

Cuando Grof iba a impartir la primera conferencia sobre el tema del que se ocupa en el presente libro, se encontró con que la filosofía Hindú (concretamente una rama del Shivaismo, una tradición ancestral nacida en los Himalayas), contaba ya con una descripción similar a la concepción que él iba a dibujar sobre la existencia, el cosmos, el ser humano… Esta tradición hindú incluso usaba las mismas metáforas e imágenes para expresar estas concepciones. Así, en cierta manera, el autor también reclama que el presente escrito viene a ser una confirmación y reactualización de una antigua y profunda filosofía espiritual de la existencia. En el libro se trata desde la Creación, pasando por la el concepto del karma, la existencia como ‘juego’…

Libro más que fascinante, y recomendado, presenta una imagen del universo como creación holográfica de la mente cósmica, un ser inteligente que decidió salir de su soledad representando en este escenario imaginario sus más íntimos sueños y experimentando su multiplicidad a base de adquirir las más minimalistas personalidades.

“Stanislav Grof” por Alex Grey

Índice el libro

  • Introducción
  • Cosmos, conciencia y espíritu
  • El principio cósmico creador
  • El proceso de la creación
  • Las formas de reunión con la fuente cósmica
  • El problema del bien y del mal
  • Nacimiento, sexo y muerte: la conexión cósmica
  • El misterio del karma y de la reencarnación
  • El tabú de saber quién se es
  • Jugar el juego cósmico
  • Lo sagrado y lo profano
  • Bibliografía
  • Índice
Stanislav Grof, fundador de la Psicología Transpersonal
Stanislav Grof, fundador de la Psicología Transpersonal

En El juego cósmico, Stanislav Grof desarrolla sus más amplias concepciones filosóficas, y espirituales, abordando aquellas cuestiones fundamentales de la existencia que desde tiempos inmemoriales se han planteado los seres humanos.

En El juego cósmico se arranca de los estados no ordinarios de consciencia y se describe la realidad como un juego asombroso del principio cósmico creador que trasciende el tiempo, el espacio, la causalidad lineal y todo tipo de polaridades; un juego que sugiere que la psique individual, cuando alcanza su máximo potencial, posee la misma identidad que el principio creador universal y la totalidad de la existencia. Esta identidad transpersonal es el secreto y el núcleo de las grandes tradiciones espirituales.

Algunas opiniones obre El Juego Cósmico:

«Lo que hace del libro de Grof un clásico es que concuerda sustancialmente con la gran sabiduría del mundo y con sus tradiciones espirituales. Esta confirmación moderna de la filosofía perenne es un logro fundamental que merece ser difundido lo más ampliamente posible.» (Ken Wilber)

«El juego cósmico tal vez sea la obra más importante de Grof, pues supone una integración de las experiencias más decisivas de sus clientes y demuestra una convergencia notable con las experiencias espirituales más profundas, sedimentadas a lo largo de los siglos y de las culturas. Esta convergencia es un hallazgo enormemente significativo.» (Roger Walsh)

«Grof es una autoridad mundial en la exploración de la mente y del alma… ¡Este libro es un regalo maravilloso!» (Charles Tart)

Terence McKenna: ¿Esquizofrénico o chaman?

Terence McKenna nos cuenta su visión sobre la esquizofrenia y el chamanismo.

IMG-20140117-WA0002

Jonathan Ott – PHARMACOTHEON: Drogas enteogénicas, sus fuentes vegetales y su historia (Biblia de los enteógenos)

Para personas interesadas en los enteógenos, tanto expertos como neófitos. Este es un libro de referencia que ofrece completa información sobre el redescubrimiento de los principales enteógenos, así como acerca de su empleo en culturas tradicionales.

PharmacotheonDESCARGAR: Pharmacotheon.pdf (5 MB)

https://drive.google.com/file/d/0B0Oef7zuM5X0UVBlQWxrYXRKZ2c/view?usp=sharing

PROLOGO DE ALBERT HOFMANN

Uno de los aspectos más importantes para valorar un libro recién publicado es su actualidad, es decir, que aborde la problemática de su tiempo. Evaluado bajo este criterio, Pharmacotheon, el nuevo libro de Jonathan Ott, es de la mayor actualidad, ya que nos encontramos ante una valiosa contribución al debate global sobre uno de los problemas más serios de nuestro tiempo, el problema de las drogas. Más aún, al valorar un libro nuevo se deben establecer comparaciones con publicaciones previas aparecidas sobre el mismo campo. En este sentido, Pharmacotheon es también una valiosa obra, pues se distingue de los numerosos libros sobre drogas que han aparecido en los últimos años en dos aspectos fundamentales. Es el primer compendio científico exhaustivo que se publica sobre el campo de los enteógenos, un sector particularmente interesante del mundo de las drogas. El libro subraya especialmente estos dos aspectos de extensión y rigor científico, ya que en él se tratan pormenorizadamente todos los aspectos relacionados con estas drogas: botánicos, químicos, farmacológicos, etnológicos e históricos. El especialista encontrará también una extensa bibliografía donde aparecen todas las fuentes publicadas que se citan en el texto. Además de exponer de forma rigurosa y amplia los hechos objetivos relativos a los enteógenos, aborda en detalle el significado y la importancia que han adquirido este tipo de psicotropos en la sociedad contemporánea.

Por otra parte, conviene señalar que todas las valoraciones y análisis son de hecho subjetivos, ya que siempre se basan en experiencias personales o en la valoración que uno hace de las experiencias de otros.

Ott vierte en el libro su rica experiencia personal con las drogas enteógenas, lo cual confiere autoridad y validez a sus comentarios sobre la importancia y significado que poseen, y a su tesis sobre la prohibición que pesa sobre ellas.

La yuxtaposición de los aspectos científicos objetivos con la parte experimental y puramente subjetiva del problema de las drogas define el carácter excepcional de Pharmacotheon y le dota de un valor singular. Sólo podría haber sido escrito por una persona como Jonathan Ott, que combina el talento polifacético del escritor creativo con el conocimiento especializado del científico (Ott se licenció en química orgánica).

Las experiencias místicas de Ott con enteógenos y con la naturaleza han determinado decisivamente su visión del mundo y su camino en la vida. Dichas substancias le abrieron los ojos a la maravilla de esa realidad profunda y universal donde todos hemos nacido como parte de la creación. Ésta es la realidad que han descrito todos los grandes místicos y fundadores de religiones, el auténtico reino de los cielos destinado a la humanidad. La diferencia fundamental reside en que uno conozca esta realidad sólo a través de relatos de otras personas, o la haya experimentado en momentos beatíficos, espontáneamente o con ayuda de enteógenos.

Ott describe estas sustancias como uno de los instrumentos capaces de ayudarnos a superar nuestra visión materialista del mundo, a la cual podemos atribuir, en última instancia, todos los grandes problemas de nuestro tiempo: contaminación del medio ambiente; abusos espirituales, políticos, sociales, guerras. Estos medicamentos que la naturaleza ha concedido a la humanidad (los enteógenos más importantes son de origen vegetal) no deberían ser negados a la sociedad contemporánea. De ahí la postura apasionada de Ott contra la prohibición. Permítanme que haga aquí un comentario sobre esta consideración de los enteógenos como regalo del mundo vegetal. Aunque conocemos la función de la mayoría de los constituyentes de las plantas, no sabemos de qué utilidad les pueden ser ciertas sustancias fitoquímicas llamadas alcaloides. No sabernos cómo los usa la planta, pero es indudable que no son esenciales para su vida. Hemos llegado a esta conclusión observando cómo dentro de cada especie vegetal productora de alcaloides hay variedades botánicas idénticas que no los contienen. Si los constituyentes enteogénicos no tienen ninguna función vital para la planta, se plantea la pregunta: ¿por qué los producen?, ¿será especialmente para la humanidad?. La respuesta a esta pregunta, que se halla irnplícita en los ritos donde ntervienen enteógenos, constituye una cuestión de creencias. Jonathan Ott vive en México, en un rancho en las montañas del estado de Veracruz, que lleva por nombre Ololiuhqui. Esta palabra tiene un significado especial. Ololiuhqui es el nombre azteca de una de las antiguas drogas mágicas de México, las semillas de ciertos dondiegos de día (Convolvulaceae). El ololiuhqui forma parte de mi amistad con Jonathan. Mis investigaciones químicas sobre estas semillas condujeron al feliz descubrimiento de que sus principios activos enteogénicos son alcaloides, entre los cuales está la amida del ácido lisérgico, estrechamente emparentado con la LSD o dietilamida del ácido lisérgico. De ello se sigue que la LSD, que hasta entonces había sido considerada un producto sintético del laboratorio, pertenece de hecho a la familia de las drogas

sagradas mexicanos. Tuve la fortuna de que Jonathan Ott tradujese al inglés uno de mis libros: LSD my problem child. Gracias a ello, percibí su extenso conocimiento sobre el tema de las drogas vegetales, así como su maestría literaria.
Ya estamos en deuda con Jonathan Ott por tres valiosos libros: Hallucinogeníc plants of North América , Teonanácatl Hallucinogenic mushrooms of North América y el delicioso The Cacahuatl Eater: Rumiations of an Unabashed chocolate Addíct

Le deseo a Jonathan Ott que esta nueva y trascendental publicación reciba la atención que merece, tanto en los círculos especializados como entre los profanos interesados por el tema.

Albert Hofmann
Burg i.l. Suiza
Noviembre 1992

Jonathan Ott y Albert Hofmann.  Jonathan Ott era ayudante de laboratorio de Hofmann y también de Gordon Wasson. De ahí adquirió una gran experiencia en el tema e hizo el libro mas completo sobre enteógenos, superando a Plantas de los Dioses de Albert Hofmann.
Albert Hofmann Y Jonathan Ott. Ott era ayudante de laboratorio de Hofmann y también de Gordon Wasson. De ahí adquirió una gran experiencia en el tema e hizo el libro mas completo sobre enteógenos hasta la fecha, superando a Plantas de los Dioses de Albert Hofmann.

Los Psicodélicos están salvando vidas

Los últimos avances en ciencia desmienten todo lo que los gobiernos nos han dicho por décadas sobre sustancias que en realidad son sustancias sagradas, que liberan el alma del pesado cuerpo fisico y mediante tu experiencia sabrás realmente la magnitud del poder de estas plantas, usadas desde hace miles de años como medicinas sagradas, y no como drogas.

Libros de Albert Hofmann, Terence McKenna, Aldous Huxley, Stanislav Grof, Alan Watts, Jonathan Ott, Rick Strassman, Gordon Wasson, etc… Son suficientes para dar una vuelta a esta falsa realidad en la que los gobiernos han encapsulado a la sociedad actual, mas especifico, la sociedad no existe, solo hay individuos encapsulados en sus mentes. Pero es hora de cambiar.

Captura de pantalla 2014-10-09 a la(s) 23.09.15

Terence McKenna: Instituciones (video)

Terence McKenna habla sobre las instituciones que han reemplazado la realidad en nuestro mundo, mediante los medios propagandísticos se difunde una falsa cultura que pretende seguir manteniendo a las masas dormidas.

Las instituciones que han tomado poder en nuestro mundo, que venden mediante propaganda una falsa democracia, han construido obstáculos para el Despertar Espiritual, son enemigos de la Conciencia, ahora en era de la re-emergencia espiritual, las cosas deben cambiar.

osho